Nueva Agora sobre el sostenimiento del Estado del bienestar, 16 de febrero, 6:30

¿Podrá la crisis económica desmantelar el estado del bienestar? El próximo 15 de febrero a las 6:30, la doctora Dª. Eloisa del Pino ( Consejo Superior de Investigaciones Científicas, CSIC) responderá a esa pregunta con los resultados de sus investigaciones. La comisión académica del Master Universitario Sociedad, Administración y Política (MUSAP, @musap_upo) se complace en invitarle a la lección magistral titulada ¿Puede el Estado de Bienestar sobrevivir?  con motivo de la participación de Dª Eloisa del Pino en el Ágora del Master Universitario Sociedad, Administración y Política.

El acto tendrá lugar el 15 de febrero, a las 6:30 horas, en el aula B.04 del edificio 45, Universidad Pablo de Olavide, Sevilla, Ctra. de Utrera, km.1 – 41013 Sevilla

Síntesis: Gracias a su propia inercia institucional, al temor de los gobiernos a ser castigados en las urnas por una opinión pública contraria a los recortes sociales y al impulso especialmente socialdemócrata en los periodos de bonanza, el Estado de Bienestar demostró ser una institución muy resistente incluso después de los años 70, cuando empezó a ser duramente criticado.

Sin embargo, la crisis ha puesto de manifiesto que los sistemas de protección social, al menos en el sur de Europa, no estaban del todo consolidados. Algunos gobiernos han aprovechado la ventana abierta por la crisis para romper la inercia institucional e implementar recortes ideológicamente anhelados y otros parecen haber perdido la capacidad para resistirse a recortes indeseados, forzados desde las instituciones supranacionales. Algunos ciudadanos empiezan a cuestionarse si merece la pena pagar un sistema que les ha fallado cuando más lo necesitaban y otros empiezan a convencerse de que quizá el Estado de Bienestar ha crecido demasiado.

Este panorama hace a muchos preguntarse si hemos iniciado un camino sin retorno hacia el desmantelamiento del Estado de Bienestar o si, por el contrario, este puede ser un buen momento para adaptarlo a desafíos como la creciente desigualdad, las nuevas necesidades de las familias, la pobreza laboral, el envejecimiento o la mayor exigencia de las clases medias. La predistribución, el procomún, el llamado paradigma de la inversión social o la extensión de rentas o salarios sociales son algunas propuestas atractivas y a la vez polémicas.

Se ruega puntualidad. Más información aquí.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Uncategorized. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s